IATA critica concesión de aeropuerto de Santiago: Se han tomado medidas sin consultar a las aerolíneas

Los máximos representantes de la Asociación Internacional del Transporte Aéreo, quienes criticaron fuertemente la forma en que actualmente funciona el principal terminal aéreo del país.

No solo las aerolíneas chilenas, como LATAM o Sky Airline, están disconformes con cómo se ha llevado la concesión del Aeropuerto Arturo Merino Benítez, a cargo del consorcio Nuevo Pudahuel, sino que ahora es un tema que ha trascendido al resto de la industria aeronáutica que hace uso del mismo.

Así se desprende de la visión de los máximos representantes de la Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA), quienes criticaron fuertemente la forma en que actualmente funciona el principal terminal aéreo del país.

Según Peter Cerdá, vicepresidente para Las Américas de IATA, este es un problema que se ha manifestado principalmente en los servicios, asegurando que la concesionaria ha tomado decisiones unilaterales sin tomar en cuenta el parecer de las aerolíneas.

“El aeropuerto ha tomado medidas unilaterales sin la participación de sus usuarios que son las aerolíneas, y esa es la parte compleja que tenemos en este caso”, dijo el representante del gremio a periodistas.

“Desde el punto de vista de IATA, estamos trabajando muy de cerca con las autoridades, con el proyecto de infraestructura en la nueva terminal, también con los niveles de servicio de los que tienen que hacerse responsable el Aeropuerto. Aquí, los niveles de servicio no se están aplicando a los métodos internacionales que nos gustaría, y ese es un problema importante para medir cómo el aeropuerto está ejecutando sus responsabilidades”, agregó.

A su vez, el director general de IATA, Alexandre de Juniac, sostuvo que la forma de la concesión del aeropuerto de Santiago no es la óptima, señalando que los costos que pagan las aerolineas no se condicen con la calidad de servicio que reciben.

“Creemos que la forma de la concesión y privatización del Aeropuerto de Santiago no es la óptima para la industria. Los costos son muy caros, la calidad del servicio no es tan buena, no comparable con las tasas que pagamos, y ahí creo que hay algo en lo que se está fallando”, remarcó.

fuente: economiaynegocios.cl